Las múltiples funcionalidades de las cámaras térmicas de Axis

Usted está aquí

Axis Cámaras térmicas

Las cámaras térmicas se pueden utilizar para diversas aplicaciones y son especialmente útiles en aquellos casos en los que la detección precisa es crucial. Un gran ejemplo es la protección del perímetro de una empresa incluyendo las zonas más remotas.

La popularidad de este tipo de cámaras está creciendo también gracias a su capacidad para detectar la naturaleza de una amenaza y reducir, por tanto, las falsas alarmas  ahorrando tiempo y dinero.

En este artículo, analizamos cómo las cámaras térmicas están mejorando los sistemas de seguridad y además proporcionamos algunos ejemplos de cómo sacarles el máximo partido.

Identificando la amenaza

Las cámaras térmicas capturan imágenes basadas únicamente en el calor que irradian las personas y los objetos. Esto significa que son capaces de ver el contorno de una amenaza potencial de forma clara, incluso, cuando la visibilidad es escasa. Es decir, son igual de precisas en distintas circunstancias, con o sin luz, con niebla... Esto es significativamente importante en áreas peligrosas y remotas donde no hay luz por la noche.

Además, cuando se combinan con tecnología de análisis, las cámaras térmicas pueden examinar las amenazas potenciales detectadas y descartar automáticamente aquellas que no son una amenaza real. Además, son capaces de informar inmediatamente al servicio de seguridad cuando existe una situación potencialmente crítica.

Una cámara térmica, por ejemplo, puede detectar un objeto moviéndose hacia un perímetro o área restringida y a continuación, puede discernir si se trata de una situación que no supone una amenaza, como pueda ser un animal pasando, o por el contrario, determinar que el objeto necesita consideración porque es un automóvil o una persona. Si se da este último caso, se puede avisar al guardia de seguridad para que investigue más a fondo, mientras que las falsas alarmas son desechadas de inmediato, ahorrando mucho tiempo y recursos.

Caso de éxito: la planta solar de Castello d´Argile

Además de ser capaz de ver en todas las condiciones de luz, debido a su capacidad para integrarse con softwares de análisis para reducir las falsas alarmas, las cámaras térmicas son ideales para cubrir grandes áreas donde es impracticable o incluso imposible para un guardia atender la zona.

Como ejemplo podemos hablar del caso de un nuevo parque solar fotovoltaico en Castello d'Argile (Bolonia), ubicado en un campo remoto, abierto y prácticamente sin iluminación.

La planta tiene una potencia total de dos megavatios y produce electricidad que luego traspasa a la red eléctrica nacional, por lo que prevenir las intrusiones es vital. Por todo ello, el sistema de seguridad de la planta necesita garantizar un control preciso y efectivo de todo el perímetro, tanto de día como de noche.

Al utilizar cámaras térmicas de red para monitorizar todo el perímetro del sitio, junto con un sistema de software de análisis de video, la planta puede detectar personas, animales y objetos con una alta precisión, tanto en condiciones de buena iluminación como en oscuridad total, limitando así los llamados "falsos positivos", incluso a largas distancias.

Además de activar la alarma, la cámara también muestra la foto que la activó. Esto permite al guardia de seguridad obtener rápidamente una visión general de la situación y reaccionar en consecuencia, incluso desde una ubicación remota.

Respetando la privacidad

En la actualidad existe una conciencia social muy sensible ante el tema de la privacidad individual. No obstante, las cámaras térmicas no ofrecen imágenes nítidas con las que se puede identificar claramente a un individuo. Por lo que son tremendamente útiles para cumplir con las regulaciones de privacidad. Es decir, garantizan a una organización que permanecerá segura porque detecta todo tipo de amenazas a la vez que cumple con las normativas de privacidad. 

Infinidad de casos de uso

Hemos resaltado algunos ejemplos prácticos de cómo usar las cámaras térmicas, no obstante, hay una amplia gama de aplicaciones de seguridad, desde protección perimetral de espacios industriales, aeropuertos y centrales eléctricas hasta la detección de una persona durante las operaciones de búsqueda y rescate.

En circunstancias específicas, si comparamos las cámaras térmicas con las visuales, las térmicas proporcionan reconocimientos de formas y detecciones más fiables de tal modo que la monitorización es más efectiva porque se combinan imágenes de alto contraste con detección en movimiento, lo que reduce las falsas alarmas y se evitan respuestas innecesarias.

Ventajas de las Cámaras Térmicas de AXIS

Instalación rentable e integración sencilla: Se instalan de forma rápida y sencilla y pueden utilizar la infraestructura IP existente. Resisten condiciones meteorológicas adversas y funcionan con alimentación a través de Ethernet.

Cámaras inteligentes para sistemas inteligentes: Ofrecen capacidades de video y detección de movimiento de video y detección de intentos de manipulación de la cámara. Y además admiten audio bidireccional que permite al usuario comunicarse con visitantes e intrusos.

Almacenamiento optimizado y un rendimiento de video excepcional: empelan técnicas de compresión de video estándar por lo que reducen al mínimo los requisitos de almacenamiento y ancho de banda en la red.

Votar: 
Sin votos (todavía)